Derrota de Boca

Tras la sorpresiva derrota por 4-2 frente a Fortaleza en la tercera fecha del Grupo D de la Copa Sudamericana, Boca Juniors se encuentra en una situación complicada. A pesar de conservar su posición como segundo en el grupo, quedó apenas un punto por encima del tercero, Sportivo Trinidense.

Los dirigidos por Diego Martínez, que acumulan 4 puntos en el torneo internacional, necesitan sumar la mayor cantidad de puntos posible en los encuentros que restan para asegurar su pase a los octavos de final. Sin embargo, la tarea no será sencilla, ya que Fortaleza lidera el grupo de manera invicta, acumulando 9 puntos.

El formato de la competencia establece que el primer lugar de cada zona avanza directamente a los octavos de final, mientras que el segundo deberá disputar una instancia adicional enfrentando a los terceros de otros grupos de la Copa Libertadores.

La situación actual deja a Boca Juniors con escaso margen de error. Para asegurar su clasificación directa a los octavos de final, el equipo argentino debe apuntar a ganar los tres encuentros que le restan. Con esta premisa, si Boca logra los 9 puntos que aún están en juego, alcanzaría un total de 13 unidades.

Sin embargo, el camino no es sencillo. Boca deberá esperar resultados de otros encuentros, especialmente del líder del grupo, Fortaleza. Si los brasileños pierden los dos partidos restantes y Boca gana los suyos, el equipo argentino podría arrebatarles la primera posición del grupo.

La próxima fecha, que se disputará el miércoles 8 de mayo, será clave para definir el futuro de Boca en la Copa Sudamericana. El equipo argentino se enfrentará a Sportivo Trinidense en Paraguay, en un partido que debe ganar para mantener vivas sus esperanzas de clasificación.

Además, Boca necesitará que Nacional de Potosí le gane a Fortaleza en Bolivia para acercarse al liderazgo del Grupo D. En caso de que Boca y Fortaleza ganen sus respectivos partidos, los brasileños quedarían con 12 puntos y los argentinos con 7, a dos fechas del final.

En la última jornada, Boca Juniors enfrentará a Nacional de Potosí en La Bombonera. Para entonces, los dirigidos por Diego Martínez deberán haber sumado la mayor cantidad de puntos posibles y esperar resultados favorables en otros encuentros para asegurar su pase a los octavos de final.

La clasificación de Boca Juniors a la siguiente fase de la Copa Sudamericana está en juego y el equipo argentino deberá dar lo mejor de sí en los encuentros que restan para mantener viva su ilusión de conquistar el título continental.

Por Federico Barrios

Soy un periodista deportivo apasionado por el fútbol argentino y su cultura. A través de la escritura, mi objetivo es transmitir la emoción y la pasión que rodean a este deporte. He recorrido estadios, entrevistado a jugadores y compartido historias que capturan la esencia del fútbol en Argentina.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *