Estafas online

Resulta muy difícil cuantificar el alcance económico del fútbol a nivel global, pero definitivamente se encuentra muy por encima de los 100 000 millones de dólares anuales. No hay cifras exactas del impacto que tiene el fútbol en la economía argentina, pero podemos tomar como referencia el peso que tiene en la economía en España: se estima que está por encima del 1 % del PIB español, generando más de 180 000 empleos.

Considerando que la economía argentina es más pequeña, y que nuestra hinchada es mucho más pasional, es probable que el impacto del fútbol en nuestro sistema económico sea todavía mayor. De hecho, un informe del Conicet apuntaba a que el fútbol podía llegar a representar un 2,2 % del PIB argentino, así que definitivamente es una industria esencial para el funcionamiento del país, y la principal fuente de sustento para miles de familias.

El problema es que, donde hay dinero, hay estafadores. La gran afición por el fútbol que tenemos en la Argentina muchas veces nos lleva a tomar decisiones que no son de nuestro mejor interés. Esto es aprovechado tanto por estafadores como por hackers en toda una serie de estafas online diseñadas de forma específica para aprovecharse de los hinchas.

¿Cuáles son las principales estafas de fútbol en nuestro país?

Las estafas futbolísticas que están en circulación en Argentina tienden a seguir el modelo de otras estafas similares llevadas a cabo en muchos otros países del mundo. Algunas son en realidad muy viejas y llevan mucho tiempo aplicándose, solo que ahora los estafadores usan las nuevas tecnologías para tratar de hacerse con la plata de sus víctimas.

Entre las estafas de este tipo más habituales destacan todas estas:

  • Las entradas falsas. Al margen de las entradas truchas que podemos encontrarnos en los aledaños de los estadios –sobre todo en los partidos con mucha reventa–, los estafadores acostumbran a aprovechar las redes sociales para tratar de vender sus entradas falsas. Para endulzar el trato argumentan que las compraron, pero que no pueden asistir al partido, así que las venden a menor precio que en las boleterías.
  • Los tokens falsos. En los últimos años se están popularizando los tokens de criptomonedas de diferentes equipos de fútbol. Acostumbran a ser ofrecidos de forma muy insistente en redes sociales como X, sugiriendo que pueden subir mucho de valor y que se trata de una inversión rentable. No solo pueden perder ese valor muy deprisa, sino que, además, muchas veces la transacción es fraudulenta.
  • Las remeras falsas. Ni qué decir tiene que hay un sinfín de remeras falsas en circulación de prácticamente todos los equipos. Son fáciles de distinguir de las remeras auténticas, pero el problema no es este. El problema es que muchas veces son ofrecidas desde plataformas ilegítimas donde el objetivo no es venderte un artículo falso, sino robar la información de tu tarjeta de crédito.

Hay que estar alerta ante este tipo de actividades fraudulentas

A nadie le gusta que lo estafen, y mucho menos si para eso aprovechan el nombre de nuestro equipo de fútbol favorito. Hay muchas familias que solo pueden permitirse comprar una entrada para los partidos de manera muy ocasional, así que definitivamente no querés

encontrarte a las puertas del estadio y descubrir que no te dejan entrar después de haber estado ahorrando durante meses para ese día.

Algunas de las medidas de precaución que tenés que adoptar son:

  • No compres entradas en la reventa. A veces es casi la única opción que tenemos para comprarlas, pero lo cierto es que este tipo de canales no oficiales pueden facilitar el trabajo a los estafadores. La única manera de verificar que tu entrada sea legítima es comparándola en las boleterías del estadio o en la web oficial del club.
  • Estate alerta frente al phishing. Hay múltiples páginas web falsas para la venta de entradas o remeras de fútbol. Aunque no todas lo hacen, algunas VPN gratis pueden ayudarte a bloquear las webs de phishing, y esto puede ahorrarte mucho dinero en compras fraudulentas.
  • Desconfiá de las direcciones comprimidas. Tanto en X como en WhatsApp o en Facebook podés encontrarte con todo tipo de promociones que te ofrecen un enlace comprimido donde adquirir tus entradas, remeras o tokens. Estos enlaces acostumbran a dirigirse a webs falsas, ¡así que no hagas clic en ellos!

A grandes rasgos, las estafas relacionadas con el fútbol no son muy diferentes de otros tipos de estafas similares. Los ciberatacantes aprovecharán cualquier oportunidad para hacerse con los datos de tu tarjeta de crédito o con la plata que habías guardado para una entrada o una remera. Asegurate de no darle esa plata a cualquiera, y optá siempre por las vías oficiales.

Por Federico Barrios

Soy un periodista deportivo apasionado por el fútbol argentino y su cultura. A través de la escritura, mi objetivo es transmitir la emoción y la pasión que rodean a este deporte. He recorrido estadios, entrevistado a jugadores y compartido historias que capturan la esencia del fútbol en Argentina.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *