Derrota de Boca

En una noche amarga para los hinchas de Boca Juniors, el equipo perdió su invicto en la Copa de la Liga Profesional al ser derrotado por 2-1 ante Lanús en La Fortaleza, en el marco de la sexta fecha del Grupo B. Este resultado deja al Xeneize tambaleando justo antes del tan esperado Superclásico contra River Plate. La derrota no solo significó la pérdida de tres puntos, sino que también extendió una curiosa mala racha: Boca sigue sin poder remontar un partido en el que comienza perdiendo.

El primer gol del encuentro llegó a los 14 minutos, cuando Walter Bou sorprendió con un espectacular tanto que dejó sin opciones al arquero xeneize. En el segundo tiempo, en el momento más intenso del equipo dirigido por Diego Martínez, que ejercía presión en campo rival y generaba oportunidades de peligro, Augusto Lotti amplió la ventaja para Lanús. La sentencia final llegó con el gol de Lucas Blondel, consolidando así la victoria del Granate y llevando a 20 la cantidad de partidos en los que Boca no logra ganar después de comenzar en desventaja.

Este problema de remontada no es nuevo para Boca Juniors, ya que la última vez que logró revertir un marcador adverso fue el 28 de agosto de 2022, en un enfrentamiento crucial contra Atlético Tucumán en La Bombonera. En ese entonces, Luca Langoni se destacó con un doblete que permitió la remontada del Xeneize, que finalmente se impuso por 2-1 y, poco después, se consagró campeón. Desde ese momento, Boca acumula 20 partidos sin poder revertir desventajas, con un preocupante saldo de 17 derrotas y apenas tres empates.

La incapacidad de Boca para remontar no se limita solo a sus enfrentamientos como local, ya que como visitante la racha negativa se extiende a dos años y medio. La última vez que el Club de la Ribera ganó un partido fuera de casa después de comenzar perdiendo fue el 4 de septiembre de 2021, cuando venció 2-1 a Rosario Central con goles de Luis Vázquez y un autogol de Fernando Torrent. Desde entonces, Boca ha disputado 14 partidos como visitante en esta situación, perdiendo en 13 ocasiones y empatando solo uno.

Con el Superclásico ante River Plate en el horizonte, Boca Juniors se ve desafiado a romper con esta racha negativa y recuperar la confianza de sus seguidores. La presión está en aumento, y el desafío es aún mayor considerando la importancia histórica de estos encuentros frente al eterno rival.

Foto: Télam

Por Federico Barrios

Soy un periodista deportivo apasionado por el fútbol argentino y su cultura. A través de la escritura, mi objetivo es transmitir la emoción y la pasión que rodean a este deporte. He recorrido estadios, entrevistado a jugadores y compartido historias que capturan la esencia del fútbol en Argentina.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *